Por: Jean Franco Bedoya (@jf19b)

 

Si el fútbol recurriese a los portales de trabajo como las empresas de otros rubros, Sporting Cristal tendría que haber publicado un anuncio hace un mes, o más bien hace varios años.

Hoy se busca un defensa central porque la planificación deportiva que están haciendo nuestros dirigentes es un desastre. Y no estamos hablando solo de este año, si no de hace unos cuantos años atrás. Para no ir lejos,  el 2017 cuando se cerró el plantel en marzo. Hoy un equipo que no contrata un central neto desde el 2015 (Matías Martínez y Alberto Rodriguez) y que viene de acumular el peor promedio gol recibido desde la “Revolución Cantuarias” en el 2012 (1.36 goles por partido) sigue sin contratar un back.

Hoy, las opciones para acompañar a Luis Abram este 2018 se reducen a Brian Bernaola que viene de jugar 19 partidos en Sport Rosario y que, para mí, alguna oportunidad debe tener. Siento que no ha demostrado el potencial que se le vio alguna vez en Copa Federación y algunas selecciones menores. Pero esa oportunidad no debe darse al lado de Abram – que no es aún un back guía – para el que será difícil ordenarlo. Para ponerlo en estadística, los dos han jugados de centrales juntos en dos partidos con Sporting Cristal y no sumaron un punto, pero si recibiendo 4 goles.

La otra opción es Gianfranco Chávez que alternó el 2017 en dos partidos: el primero para reemplazar a Edison Chávez y el segundo para reemplazar a Joel Sanchez en el catastrófico 5-3 con Ayacucho FC, donde Pablo Zegarra lo mando a la cancha para cerrar el partido con 1-3 a favor.

No menciono a Jorge Cazulo, Josepmir Ballon, Renzo Garces ni a Renzo Revoredo porque estoy seguro que por tercer año consecutivo, ya los dirigentes habrán aprendido el error. Quizá me equivoque y Revoredo pueda alternar algunos partidos como back, pero estoy más que seguro que le ganará fácilmente el puesto de lateral a Edison Chavez. Chavez deberá mejorar mental y futbolísticamente para poder ser una opción válida en el 11 ya que ha demostrado que no tiene criterio en varias acciones como pases, centros y muchas transiciones improductivas.

El Tiempo y el factor Copa Libertadores.

Hace un mes Alfonso García Miró dijo que el presupuesto se había reducido un 25% por no clasificar a la Copa Libertadores. Estimando el valor de ese porcentaje, debe ser aproximadamente unos 3 millones menos.

Demos por descontado que Sporting Cristal competirá este mercado de verano con más de 20 equipos con el mismo o más presupuesto en Sudamérica – y en algunos casos con oferta de jugar Copa Libertadores que es mucho más atractiva que Sudamericana -. Lo que no se entiende es que la dirigencia haya olvidado la práctica clásica del club  en la que se cerraba planteles incluso antes de diciembre. Tal parece que no aprendieron la lección del año pasado y por segundo año consecutivo se comete el mismo error de empezar pre-temporada sin plantel completo. Creo que esto no es un tema de inexperiencia, porque el 2014, cuando Dieter Schreiber asumió la gerencia de fútbol, Cristal ya tenía a todo el plantel el 20 diciembre haciendo la pre-temporada en chincha.

El nombre

Se busca central, preferiblemente diestro o que cubra el flanco derecho de la zaga. A tratarse del presupuesto, estoy seguro que sería préstamo, ya que luego de comprar el 50% del pase de Emanuel Herrera a Emelec –una locura- seguro ha apretado más el bolsillo en cuestión de números.

Omar Merlo era el back que estaba más cerca de llegar. Según informan su club rechazo las ofertas por él, incluyendo una de que era 75% más de lo que ofreció el club. Con la pre-temporada ya empezada por su jugador. Hoy por hoy no salen nombres a la vista estando 11 de enero, lo que complica más el panorama para el profesor Mario Salas.

Se me ocurren otros centrales relativamente accesibles, por unos u otros motivos, como Miguel Angel Torren (Argentinos Juniors), Luis Ignacio Casanova (Deportes Temuco) y Mauricio Prieto (Club Bolivar). Habrá que ver cómo termina este tema.

Deja un comentario