Luego del debut, y con el primer equipo casi confirmado, intentaremos separar lo que hay, línea por línea.

El Arco.

Patricio Álvarez viene con la mochila muy pesada de haber sido suplente de Diego Penny en FBC Melgar por todo el 2017, y más aún siendo el tercer arquero del equipo de Reynoso. El beneficio que tiene es que, a sus 23 años, ha sabido ser campeón y subcampeón nacional siendo titular. Fue, para mi, el mejor arquero del 2015, y uno de los top del 2016. Debajo del arco demostró ser bastante seguro, tiene mucha personalidad  y buen juego con los pies. Ojalá las lesiones no le jueguen en contra a Carlos Grados, para que pueda demostrar su nivel, y al fin pueda haber competencia en el arco.

Las bandas defensivas.

Con la inclusión de Johan Madrid, y ojalá el ascenso de Marcos López, tendríamos un recambio a los ya conocidos Jair Céspedes, Edinson Chávez y quizás Renzo Revoredo. Céspedes tiene el problema de la edad (34) y necesita urgente tener descanso. Ojalá López supere las lesiones y la apuesta por él pueda ser alternativa de una vez. Es muy posible que Chávez sea la primera opción de Mario Salas, un técnico ofensivo. Chavez debe hacerse responsable ya y dejar de perjudicar a Sporting Cristal con expulsiones absurdas. Debe también dejar de vivir del gol en la final de Trujillo el 2014. No olvidar que Josepmir Ballón demostró que también puede hacer de lateral derecho en caso de ausencias.

Los centrales. 

Una de las posiciones más pobladas. Para una posición de dos jugadores tenemos a: Omar Merlo, Revoredo, Renzo Garcés,  Brian Bernaola, Gianfranco Chávez, y las variantes con Jorge Cazulo y Ballón. Merlo demostró el domingo mucha tranquilidad y liderazgo. No le cuesta ser central zurdo o diestro. Con él, creo que vamos a mejorar en el juego aéreo defensivo y ofensivo. El sistema defensivo no se trata de nombres, sino de un sistema. Esperamos que Salas pueda resolver una de nuestras grandes deudas en los pasados años.

Los 3 del medio. 

Sumada a los puestos de centrales, también tenemos muchas variantes en esta área. Con Cazulo, Horacio Calcaterra, Ballón, Frank Ysique, Gerald Távara, Carlos Lobatón y Yulian Mejía, sumado a la posible inclusión de Gabriel Costa. Mario Salas tiene para elegir y plantear el partido que quiera con esas posibles combinaciones. Puede armar un equipo que presione muy alto con Calca, Ballón y Cazulo, como el primer tiempo del domingo; o para tenerla mucho como en el segundo tiempo, con Ysique, Loba y Mejía. Ahí el DT tiene un gran buen problema  y es que cualquiera de esos nombres tiene para ser titular, y tiene para amoldar el partido que necesite.

Las bandas ofensivas. 

Creo, y espero, que esta sea la gran oportunidad de Fernando Pacheco. Uno con mucha potencia y velocidad,  que ojalá le pueda sumar tranquilidad e inteligencia para decidir. Sumados están Alexis Rojas, Gabriel Costa, Rolando Arrasco, y quizás también Calcaterra. Creo que acá Mario Salas tendrá el mayor trabajo, ya que hasta ahora, no veo a un jugador que sienta bien la banda y haga lo que un wing necesita hacer: ganar el uno vs uno, y saber centrar bien. Esto crucial para el tipo de 9 que tenemos.

El 9. 

Emanuel Herrera viene con mucho cartel. Ya sabemos de su potencial. Pero viene con la, también, mochila pesada de no haber jugado el segundo semestre del 2017. Ojalá ya por fin tengamos un 9 extranjero que sea goleador. La primera opción de recambio es Cristopher Olivares, uno con mucha fuerza y potencia. Ha crecido en masa muscular en estos últimos meses, y eso habla del compromiso que tiene hacia el Club. Tranquilamente puede ser nuestra segunda opción cuando Herrera no esté. Y quién sabe, termine siendo, ojalá, la primera. Está también Santiago Rebagliati, quien hasta ahora no ha tenido oportunidad en los equipos que han alternado en los amistosos.

El Cuerpo Técnico.

Acá, para mi, está la principal y mejor contratación de Sporting Cristal este 2018. Un entrenador que viene de ser bicampeón en uno de los países que más ha evolucionado futbolísticamente en los últimos años. Además también de haberse encargado de la sub-20 del mismo país años atrás. Un entrenador que ha sabido ser campeón apostando por juveniles y con un juego siempre ofensivo, y de alta presión. Viene con las mejores referencias. Ojalá que con Mario Salas, al fin podamos ver una consecuencia entre lo que se dice y se hace, desde enero a diciembre. Esperemos que Salas pueda sacar lo mejor de cada jugador, del sistema y del equipo.

Ojalá sea un gran año para todos. Desde la tribuna hasta la cancha. ¡Fuerza Cristal!

Deja un comentario